Tráfico de primates en el Huila genera consternación

Un total de doce ejemplares de primates fueron rescatados y atendidos en los Hogares de Paso de Fauna Silvestre de la CAM.

En lo que va del año en curso han sido atendidos en los Hogares de Paso de Fauna Silvestre de la Corporación Autónoma Regional del Alto Magdalena un total de doce primates. Entre los que están siete ejemplares de monos churucos, tres monos titi y dos monos maiceros, todos al parecer son producto del tráfico de fauna que han sido rescatados.

Esta situación tiene consternados a los habitantes de los diferentes municipios del departamento quienes alegan que las consecuencias deben ser fuertes para las personas que se dedican a este tipo de prácticas.

El caso más reciente se registró en el municipio de Acevedo ubicado en el centro del departamento del Huila, donde un pequeño niño fue el héroe de una cría de mono lanudo que logró escapar de sus captores. El menor junto a su familia lo auxiliaron y posteriormente decidieron dar aviso a la CAM que de inmediato dio inicio a su rescate, evitando de esta forma que fuera comercializado en el tráfico ilegal de fauna silvestre.

El primate que fue sacado de su hábitat con el fin de venderlo y lograr lucrarse a raíz de este tenía en su cuerpo varias lesiones y además registraba un proceso avanzado de desnutrición.

Al parecer, no todos los primates que trafican logran ser atendidos por el personal de fauna silvestre de la CAM, según informó la autoridad ambiental del Huila. Además, no todos cuentan con la suerte de escapar para que les curen las lesiones que producen los golpes en sus extremidades y las cadenas usadas en el cautiverio.

La principal amenaza que enfrentan estos animales en el departamento y el resto del país son el tráfico ilegal de fauna silvestre y la deforestación, es relevante mencionar que esta última provoca la escasez de los frutos que consumen y sus espacios de hábitat.

FUNDAUTRAHUILCA

“Lamentablemente el tráfico de primates en Colombia es muy común; después de las tortugas terrestres y acuáticas, así como los loros, en el Huila el tercer grupo afectado son los primates, porque muchas personas gustan de tener estas especies como mascotas en sus casas o fincas de recreo, desconociendo que para cazarlos antes matan a las madres dado que las crías, las preferidas por los traficantes, se adhieren al dorso de su madre para no ser capturados”.

Indicó Mario Suárez, profesional de Fauna Silvestre de la CAM.

Muchas personas que compran en este mercado ilegal de fauna silvestre desconoce que esta es una de las principales causas de la disminución de las poblaciones naturales además de que los traficantes asesinan a las madres para poder arrebatarles las crías y transportarlas de manera ilegal hasta las ciudades y pueblos.

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí